loading...

sábado, 13 de agosto de 2016

Una nueva terapia promete ser la cura definitiva a la leucemia

Una revolucionaria terapia contra el cáncer que usa células inmunes del propio organismo para atacar a los tumores malignos sanguíneos, como la leucemia, podría ser la solución a esta enfermedad, según han asegurado los científicos reunidos en la conferencia anual de la American Association for Advancedment of Science.
Los pacientes con cánceres sanguíneos avanzados que no tenían una esperanza de vida mayor de cinco meses han mostrado una completa remisión de la enfermedad después de 18 meses de seguimiento, sin ningún viso de que vayan a recaer, de acuerdo a los científicos.
En una prueba con células-T –un tipo de glóbulo blanco– que fueron modificadas en el laboratorio para identificar y atacar células tumorales, más del 90% de los 35 pacientes con leucemia linfoblástica logró superar la enfermedad.
En otras dos pruebas clínicas con 40 pacientes afectados de linfoma no Hodgkin o leucemia linfática crónica, más del 80% de los pacientes respondió al tratamiento. Alrededor de la mitad de ellos ha experimentado una remisión completa en 18 meses, dijeron los médicos.
El 90% de los casos en los que se aplicó la terapia a pacientes terminales con leucemia y otros tumores "líquidos" acabó con la enfermedad
Los especialistas en cáncer piden precaución sobre el resultado de los ensayos clínicos, arguyendo que la terapia no funciona con todos los pacientes y que algunos experimentaron efectos secundarios y murieron. No obstante, afirmaron que las mejoras experimentadas por algunos pacientes, a los que ninguna terapia les había ayudado, no tienen precedentes.

Un resultado milagroso

“En el laboratorio y en los ensayos clínicos, estamos comprobando que hay una gran mejora en pacientes con tumores resistentes a la quimioterapia”, explicó el doctor Stanley Riddell, del Fred Hutchington Cancer Research Centre, en Seattle. “Son pacientes que lo han intentado todo sin resultado, la mayoría de los cuales tenía una esperanza de vida de dos a cinco meses. Es algo extraordinario; sin precedentes en la medicina, para ser honestos”.
Riddle también añadió que “tenemos un largo camino todavía. No todo el mundo responde de la misma forma, pero revela un gran potencial respecto a cómo podemos tratar estas enfermedades”.
Las células-T conforman un importante arsenal dentro de las defensas inmunes del cuerpo, ayudan a identificar las bacterias y virus invasivos y tienen memoria sobre infecciones previas para lanzar una rápida respuesta inmune cuando el cuerpo es atacado de manera reiterada.
Las células-T tienen capacidad para multiplicarse y sobrevivir mucho tiempo como memoria celular en nuestro organismo
Los científicos han hallado nuevas formas de apropiarse de la capacidad natural de este tipo de células para identificar, recordar y atacar células tumorales. En una de las vías de investigación se utiliza receptores de antígenos quiméticos (CAR) con dos extremos: uno se une a la célula-T y el otro a la célula tumoral.
El equipo del doctor Riddell ha desarrollado un método que es altamente estable y consistente, y reduce el riesgo de reacción tóxica, conocido como tormenta de citocinas, que puede producir fiebres y caída de la presión sanguínea.
“Hemos intentado formular una célula-T de una composición definida en cada paciente”, afirmó Riddell, quien añadió que “esas células tienen capacidad para multiplicarse y sobrevivir mucho tiempo como memoria celular”.

Una medicación viva

La terapia célula-T funciona mejor con los tumores 'líquidos' en la sangre y médula ósea. Los científicos creen que su fortaleza recae en el hecho de que las células-T pueden vivir en el cuerpo durante meses e incluso años después de haber sido inoculada en los pacientes.
Una prueba clínica con otro tipo de célula-T modificada reveló que seguían curado a los pacientes 14 años después de la transfusión, de acuerdo a la doctora Chiara Bonini, de la Universidad Vita-Salute y San Raffaele Scientific Institute, en Milán. “La última vez que vi un cambio en las tasas de remisión como este fue en el año 2000. Es realmente una revolución. Pienso que solo estamos al principio del camino, pero los primeros productos estarán disponibles en breve”, afirmó y agregó que “las células-T son un medicamento vivo y, en particular, tienen el potencial para mantenerse en nuestro cuerpo el resto de nuestras vidas”.

viernes, 8 de julio de 2016

LUNAR VS MELANOMA: Aprende a distinguirlos de una manera fácil con el método ABCDE.

Uno de cada tres cánceres diagnósticados es de piel. Se diagnostican anualmente, en todo el mundo, entre dos y tres millones de casos de cáncer de piel no melanoma así como 132.000 melanomas malignos.

El melanoma es el tipo más serio de cáncer de piel. Se origina en los melanocitos.


Los melanocitos son células de la epidermis encargadas de producir el pigmento marrón llamado melanina, que hace que la piel tenga un color moreno o bronceado para proteger las capas más profundas de la piel contra algunos efectos nocivos del sol. 

La mayoría de las células del melanoma continúan produciendo melanina de modo que estos tumores usualmente son de color café o negro. Sin embargo, algunos melanomas no producen melanina y pueden ser de color rosado, canela o incluso blanco.

Los melanomas se pueden producir en cualquier parte de la piel, pero son más propensos a comenzar en el tronco (pecho y espalda) de los hombres y en las piernas de las mujeres. El cuello y el rostro son otros sitios comunes. 


Tener una piel con pigmentación oscura disminuye el riesgo de melanoma en los lugares más comunes, aunque cualquier persona puede desarrollar este tipo de cáncer en las palmas de las manos, las plantas de los pies y debajo de las uñas. Los melanomas en estas áreas representan más de la mitad de todos los melanomas en las personas de raza negra, pero menos de 10% de los melanomas en las personas de raza blanca.

También los melanomas pueden formarse en otras partes del cuerpo como los ojos, la boca, los genitales y el área anal, pero son mucho menos comunes.

Cuanto antes se detecte, mayores son las posibilidades de curación. De hecho, el 90% de los casos de cáncer de piel se curan si se detectan a tiempo.

A tener en cuenta con el Melanoma:



Por lo general, una persona tiene en torno a 20 lunares o nevus distribuidos a lo largo del rostro y cuerpo. Pero, cuanto mayor es el número de lunares, mayor será su probabilidad de desarrollar cáncer de piel.



De acuerdo con investigaciones recientes, el 65% de los melanomas aparecen sobre los lunares existentes, pero también es esencial prestar atención y revisar la aparición de nuevos lunares, así como los cambios en la forma de los lunares ya existentes.



Con frecuencia el primer signo de un melanoma es un cambio de tamaño, forma, color o textura de un lunar. La mayoría de los melanomas tienen un área negra o negra azulada. El melanoma también puede aparecer como un lunar nuevo. Puede ser negro, anormal o “de aspecto desagradable”. Ante cualquier duda, lo mejor es acudir a su médico o dermatólogo.

Método ABCDE para detectar el Melanoma:

No todos los lunares ni las manchas son peligrosos, pero es conveniente vigilarlos siguiendo el método A, B, C, D y E: 
 
  • Asimétrico: el contorno de una mitad no es igual a la otra.
  • Bordes: los bordes son desiguales, borrosos o irregulares
  • Color: el color es disparejo y puede incluir tonalidades negras, cafés y canela
  • Diámetro: hay cambios en el tamaño, generalmente se vuelven más grandes.
  • Evolución: cualquier cambio en el lunar en las últimas semanas o meses

Si observa que tiene un lunar o mancha que presenta alguna de estas características u observa cualquier cambio en un lunar, acuda a su médico o dermatólogo. La atención precoz es fundamental en el tratamiento del melanoma.



Aunque como se ha comentado el melanoma es un tipo de cáncer de piel peligroso, es casi siempre curable en sus etapas iniciales, por ello es importante acudir a su médico o dermatólogo si tiene lunares o manchas “raros” o si se produce un cambio en ellos, ya que el melanoma tiene muchas más probabilidades de propagarse a otras partes del cuerpo que otros tipos de cáncer.

Factores de riesgo del Melanoma

Muchos factores pueden determinar tu riesgo a desarrollar un cáncer de piel:

  • Tu piel es clara: Tienes un fototipo de la piel I o II, tu piel no se broncea o se broncea muy poco y te expones al sol de forma excesiva.
  • Tienes pecas o lunares de apariencia muy distinta (tamaño, forma, color).
  • Has sufrido quemaduras solares importantes en la infancia o te han expuesto con frecuencia al sol cuando eras niño.
  • Tienes antecedentes de cáncer de piel en tu familia.
  • Tienes muchos lunares (más de 40), incluidos algunos de gran tamaño, de forma irregular o de distinto color.
Prevención y protección del Melanoma

Para prevenir el melanoma, ante la llegada del verano, es preciso adoptar una serie de medidas de protección, como la utilización de gorras o sombreros, de cremas de alta protección, así como tomar el sol de una forma gradual y evitarlo en las horas de irradiación más intensa (entre las 12:00 y 17:00). Incluso debajo de las sombrillas el sol es dañino, ya que el efecto espejo de la arena y el agua (mar o piscina) puede inducir los rayos solares con mayor intensidad

El prototipo humano con mayores posibilidades de contraer dicha patología es una mujer entre 40 y 45 años, de piel y ojos claros que realice exposiciones solares intensas e intermitentes desde la infancia, con quemaduras en la etapa infantil, con un número importante de nevus (lunares) congénitos o atípicos, y con antecedentes familiares de melanoma.

Algunos consejos para prevenir la aparición de Melanomas son:

  • Tomar el sol con protección adecuada.
  • Utilizar el protector solar adecuado y por todo el cuerpo.
  • Utilizar la dosis recomendada por el fabricante.
  • Debe tenerse en cuenta a la hora de la elección del filtro tanto los rayos UVA como los UVB.
  • Recurrir si fuera necesario a la fotoprotección oral que palía las carencias y defectos de la protección tópica.
  • No abusar de la exposición al sol, y no exponerse entre las 12.00 y 17.00 horas, aunque se use protección.
  • Vigilar los lunares.
Tratamiento del Melanoma


La cirugía es el primer tratamiento para todos los diferentes estadios del Melanoma. Una detección precoz permite la extirpación quirúrgica de la práctica totalidad de los melanomas. Actualmente se utilizan técnicas de diagnosis no cruentas tales como la dermatoscopia (también denominada epiluminiscencia) que permiten detectar cualquier alteración precoz de los nevus y su posible malignidad. Tras la cirugía solo los pacientes de alto riesgo necesitan inmunoterapia adicional. Otros tratamientos incluyen quimioterapia y radiación. La terapia biológica aumenta la propia capacidad del cuerpo para combatir el cáncer. La terapia localizada usa sustancias que atacan células cancerígenas sin dañar células sanas. Si en un período de 3 a 5 años no se ha reproducido el melanoma, las posibilidades de recaída son mínimas y el paciente se considera curado.

Diabetes: Fármacos Hipoglucemiantes

La Diabetes Mellitus es un grupo de enfermedades metabólicas que afectan a diversos órganos y tejidos, su principal característica es el aumento en los niveles de glucosa en la sangre, ésta enfermedad perdura toda la vida y sus principales complicaciones se presentan en el tejido vascular (venas y arterias), su aparición depende de múltiples factores, entre ellos los antecedentes familiares de cada persona, considerado como uno de los factores de mayor importancia.
 

Tipo I

En este tipo de diabetes el páncreas no produce insulina o produce muy poco. Aunque las causas exactas aún no se conocen realmente, los científicos saben que el propio sistema de defensa del organismo (sistema inmunológico) ataca y destruye las células productoras de insulina (células beta) y éstas no pueden producir más insulina. Esto generalmente ocurre en niños y jóvenes, por eso también se le conoce como diabetes juvenil.

Debido a que la insulina es necesaria para poder vivir, las personas, con diabetes tipo 1 deben inyectarse insulina todos los días para poder metabolizar los alimentos que consumen, es por eso que también se llama Diabetes insulino-dependiente.

Los síntomas mas frecuentes son:
* Orina frecuente, y en grandes cantidades.
* Sed excesiva.
* Hambre excesiva a toda hora.
* Pérdida repentina de peso sin causa aparente.
* Debilidad, somnolencia.
* Cambios repentinos en la visión, o visión borrosa.
* Náuseas y vómitos.

Causas

El problema consiste en que el organismo reconoce erróneamente como ajeno un tejido propio y lo destruye. En el caso de la diabetes tipo I, son atacadas y destruidas las células productoras de insulina (conocidas como células beta y que son producidas por el páncreas).

Al carecer de insulina no se puede realizar correctamente el metabolismo de los hidratos de carbono, grasas y proteínas.

La diabetes tipo 1 afecta a personas que suelen tener predisposición genética. Pero, el desencadenamiento de esta enfermedad puede producirse por varias causas, entre ellas están las infecciones víricas, aquellas provocadas por un virus, o el estrés. 

Diabetes Tipo 2

En este tipo de diabetes el páncreas produce insulina, pero por alguna razón, el organismo no es capaz de usarla adecuadamente, por lo que a pesar de que existe insulina en cantidades adecuadas, los niveles de glucosa en la sangre no son normales.

Afortunadamente en muchos casos la diabetes tipo 2, puede ser tratada con un adecuado control del peso (muchos diabéticos tipo 2 tienen sobrepeso), dieta apropiada, reducción de ingesta de azúcar y ejercicios, en otros casos será necesario también el tratamiento con medicamentos orales y en casos más severos incluso podrán requerir insulina.

La diabetes tipo 2, es conocida también como "Diabetes de adultos", ya que generalmente ocurre en personas mayores de 40 años, aunque últimamente se ha incrementado el número de casos en adolescentes y niños.

Este tipo de diabetes, generalmente también ocurre en personas con sobrepeso, el chance de presentar diabetes tipo 2 se duplica con cada 20% de exceso de peso. Se cree que el exceso de grasa en el organismo, disminuye la función efectiva de la insulina.

La diabetes tipo 2, puede pasar inadvertida por muchos años, y en algunos casos ésta es diagnosticada cuando ya se ha producido daños irreversibles en el organismo. Por eso es recomendable que todas las personas se realicen un examen de glicemia por lo menos una vez al año. 

Los síntomas generalmente aparecen gradualmente y son:
* Infecciones frecuentes, generalmente en las encías u orina.
* Hormigueo, entumecimiento en manos y pies.
* Picazón en la piel y genitales.
* Cortaduras y heridas que tardan en cicatrizar.
* Piel seca.

Diabetes Gestacional

La diabetes gestacional es la diabetes que aparece en mujeres durante el embarazo, y generalmente desaparece después del parto.

Los cambios hormonales durante el embarazo, hacen que en algunos casos el páncreas no sea capaz de producir suficiente insulina. Este tipo de diabetes generalmente pasa inadvertido, por eso es muy importante que todas las mujeres embarazadas se realicen un examen de sangre que permita saber si su nivel de azúcar (glicemia) esté normal y ser muy bien evaluadas durante todo el embarazo.

Otros tipos específicos de DM
Debidos a otras causas, como defectos genéticos en la función de las células beta o en la acción de la insulina, enfermedades del páncreas exocrino (como la fibrobrosis quística) o inducidas farmacológica o químicamente (como ocurre en el tratamiento delVIH/sida o tras trasplante de órganos).

Criterios para el diagnóstico de diabetes 
  • Hemoglobina glucosilada ≥ 6,5 %.
  • Glucemia plasmática en ayunas ≥ 126 mg/dl.
  • Glucemia plasmática a las dos horas después del test de tolerancia oral a la glucosa (con 75 g de glucosa) ≥ 200 mg/dl.
  • Glucemia plasmática ≥ 200 mg/dl en pacientes con síntomas clásicos de hiperglucemia o crisis de hiperglucemia.
Tratamiento 


Existen metas en el tratamiento de la diabetes, para conocer si la enfermedad está controlada.


Metas en el tratamiento

¡El automonitoreo de la glucosa es esencial para conocer si el tratamiento es efectivo! Deberías vigilar que las metas mínimas del tratamiento se encuentren en la categoría de “bueno”; aún en la categoría de “regular” se producen daños irreversibles al organismo.

Valores Normales.

Metas del tratamiento no farmacológico para el paciente diabético.

¿Cuál es el tratamiento para la diabetes mellitus? 
ABC del tratamiento, los tres elementos para controlar la diabetes son:
* Alimentación saludable.
* Actividad física y control de peso.
* Medicamentos (en caso necesario).
loading...